Al ver a la Auxiliar, los misioneros y sus familias aplaudían

GOYA, Inés Petiti. La familia de la Campaña del Rosario de Goya vibró de alegría este 18 de febrero al recibir de visita en la ermita de la Mater a la Auxiliar de la diócesis de Corrientes, gracias a la gentileza de Ramón Sandoval, un soldado de la MTA de Corrientes capital, que hizo posible que la familia de Goya tenga tan celestial visita, en este tiempo que acompañamos los pasos de Jesús.

La Cuaresma comenzó este miércoles con la ceniza… termina con el fuego, el agua, la luz de la Vigilia Pascual.

Señor… el hombre viejo que hay en nosotros debe quemarse, destruirse, para dar lugar a la vida pascual de Cristo Jesús… Qué emoción y qué esperanza… desearlo junto a la Auxiliar, réplica de la que llevaba tu hijo Joao Pozzobon, iniciador de la Campaña del Rosario.

La imagen llegó un momentito antes de que se iniciaran las Mil Avemarías. Al verla, los misioneros y sus familias aplaudían, postrándose ante Ella y su Hijo en brazos. Las Mil Avemarías comenzaron a las 12.30, y si bien el calor era fuerte, la alegría de disfrutar de tan bella compañía trajo un soplo de aire fresco al corazón de los presentes.

Una reina con un jardín muy lleno de Dios

El Padre Rodolfo Barboza, asesor de la Campaña, que ama tanto a María, compartió con la familia el rezo del rosario, y aprovechó para hablarles del tiempo fuerte que vivimos como cristianos expresando que la Cuaresma se debe enmarcar con una conversión… que se logra así, en oración, purificando la vida interior, amando al prójimo. Los alentó a seguir a Dios pidiéndosele ayuda para conseguir una sincera revisión de nuestra vida a la luz del evangelio. El Padre Rodolfo destacó que a la Mater en esa esquina de Goya se la ve como una reina, con un jardín muy lleno de Dios.

Mil Avemarías y Santa Misa el 18, día de Alianza de amor, junto a la Auxiliar… Señor, gracias por demostrarnos que tanto capital de gracias entregado en la ermita de tu madre en Goya obtiene estos regalos al corazón.

La Mater, en ese lugar, ofrece a su Hijo Eucaristía. ¡Qué amor fiel, Señora!

¡Quédate con nosotros que te necesitamos!

La Santa Misa se inició a las 19 hs, celebrada por el Padre Flavio, párroco de la parroquia Nuestra Señora de Itatí, un sacerdote mariano al que la Madre de Dios ama muy especialmente y él le devuelve ese amor con mucha entrega. El momento estaba lleno de luz, de familia… Dios regala estos trocitos de tiempo a sus hijos y hace que el corazón palpite fuerte con latidos de amor.

¡Gracias, Dios mío, por prestarnos a tu Madre en este camino de la Cuaresma, en este pedacito de tierra correntina que ama tanto a tu Hijo como a su Madre bendita! Gritamos lo que sentimos, que es enorme gratitud hacia ti, Señor. Es el corazón quien te agradece, Señora, tantas muestras de amor que derramas en este lugarcito de la patria. Sabemos que lo haces como la madraza que eres, aquella que vela por cada uno de sus hijos. Señora, sigues tu camino peregrino, dejando tu aroma celestial en esta, tu ermita en Goya, desparrámalo a cuantos felices te reciben… En estos días tu presencia es el sol de Jesús que llena nuestra vida. ¡Quédate con nosotros que te necesitamos!

Un altar cerca de la Unidad de Terapia Intensiva

El 21 de febrero la Auxiliar fue llevada a la Misa en Lavalle, permaneciendo el día anterior en una clínica. Le prepararon un altar cerca de la Unidad de Terapia Intensiva, con velita y flores. El lunes 22 de febrero visitó una escuela especial en Goya.

Desde el 18 de febrero estuvo en dos destacamentos policiales, con los bomberos, en dos radios FM, dos escuelas secundarias, el hogar de niños, la Policía Federal, un Instituto de inglés… ¡toda una Reina llevando alegrías!

Fuente: http://www.schoenstatt.de

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: