Los niños celebran también el cumpleaños al Padre

BUENOS AIRES, Mabel Mattar. El pasado 18 de noviembre, día de Alianza, el Equipo de Pastoral de niños del Santuario de Buenos Aires (Belgrano) quiso festejar con los niños el cumpleaños del Padre José Kentenich, nacido el 16 de noviembre de 1885. Por eso, junto al Santuario, se invitó a las familias a pedir, por su intercesión, la bendición de Dios y de la Mater para los niños.

Varias semanas antes se fueron repartiendo invitaciones a todos los niños que visitan a diario el Santuario. Y el 18 de noviembre, a pesar de que el día amaneció con pronóstico de lluvias, el cielo se contuvo – por las oraciones de todos y especialmente de las Hermanas de María mayores. Los niños estaban convocados para las 17.30 hs. El sacerdote, Padre Sebastián Sibilia, quien ha sellado su Alianza de Amor en este Santuario, tuvo a su cargo la pequeña celebración.

“Jesús los abrazó y les impuso las manos”

La misma comenzó con cantos, la lectura del Santo Evangelio según San Lucas, y a continuación una breve prédica. Luego vino la aspersión con agua bendita y el sacerdote impuso sus manos a cada niño o mamá embarazada sobre la cabeza, así como leímos en el Evangelio: “pero Jesús los abrazó y les impuso las manos”. Era conmovedor observar con qué actitud sobrenatural y de silencio respetuoso aún los más chiquitos participaron de este momento. En las intenciones se pidió por todos los niños del mundo, especialmente por los que están por nacer.

Al finalizar, el sacerdote entregó a cada familia una antorcha, con propósitos para cada día. En forma de ángeles diminutos de papel, los niños juntarán el Capital de Gracias hasta el próximo 18 de diciembre, donde todos van a participar de la “Búsqueda de albergue”, esperando al niños Jesús. Como broche de oro del encuentro se consagraron todos a la Mater.

Torta de cumpleaños con bengala y velitas, globos y chupetines

Como no podía ser distinto, todo culminó con una fiesta: torta de cumpleaños con bengala y velitas, globos, y chupetines.

Las familias se fueron muy agradecidas y pidiendo que se haga más seguido, sobre todo para aquellas familias que no se habían enterado y a las cuales ellos se comprometían a invitar.

El Equipo de Pastoral, animado por una vocación de servicio como María en las Bodas de Canaá, dio lo mejor de sí para que las familias tengan un vivencia religiosa en torno al Santuario.

Fuente: http://www.schoenstatt.de

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: