Los misioneritos rezan el Rosario Iluminado en Pehuajó

9b0676arg-misioneritos-pehuajo001

PEHUAJÓ, Susana Hernández. Con motivo de Pentecostés, en Pehuajó, Argentina, en la parroquia San Anselmo, los misioneritos armaron sobre el altar, bajo el Sagrario, un Rosario Iluminado implorando los dones del Espíritu Santo. Fue muy lindo ver a los chicos tan motivados a la hora de encender velas, leer cada don, rezar y cantar. Hay 14 misioneritos de entre 10 y 11 años que participan activamente en la vida parroquial y llevan la Virgen Peregrina a sus compañeros.

Una de las fuerzas de la Campaña del Rosario desde sus inicios es su inserción en las parroquias, tal como sucede también en Pehuajó, Provincia de Buenos Aires. Las nueve misioneras de la Campaña están muy unidas e integradas al trabajo parroquial. El párroco las incluye en todo y las llama “las chicas de Schoenstatt”. Tienen misas cada mes en el Jardín de María – la ermita hermosa en dicha ciudad – y los primeros jueves de mes están a cargo de la Adoración del Santísimo en la parroquia. Este año, Susana Hernández se jubiló como Directora de escuela y por eso ahora dispone de más tiempo. Les propuso a los misioneritos de la Virgen (que tenía en el Colegio) que libremente podían continuar pero desde la Parroquia San Anselmo. Concurren 14 chicos, entre 10 y 11 años, y también se han incorporado niños de otras escuelas. Afortunadamente, cuentan con toda la ayuda del P. Adolfo y el P. Alcides, sacerdotes del lugar.

Todo esto responde al pedido de la Campaña de acercarle a los niños a la Virgen para salvar a las familias. Susana Hernández adaptó los diversos módulos del libro “Subite al trencito de la Campaña”, editado este año para niños, para esta edad e introduce mucho la vida del Padre Kentenich y sobre autoeducación.

En el Rosario Iluminado, para su gran alegría, contaron con el misionero Tista y su guitarra para entonar diversas canciones. “Nos sentimos cobijados por la Mater bajo la mirada de Jesús”, cuentan.

¡El trencito de la Campaña también marcha en Pehuajó!

Fuente: http://www.schoenstatt.de

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: