Rosario vivió un 18 de octubre muy especial

 Shift + Click para ampliar   31.jpg

ROSARIO, Maia Hary. Los festejos del 18 de octubre tuvieron un espíritu muy familiar ya que contaron con la presencia del Obispo de Rosario, monseñor José Luis Mollaghan, quien presidió la santa misa en el Santuario, acompañado por sacerdotes, diáconos, todas las ramas y acciones de la Familia de Schoenstatt diocesana. 

A partir de las 19 hs se fueron congregando en torno al Santuario para saludar a la Mater y al Padre, participar de la Santa Misa y compartir la cena a la canasta.

 Un rato antes de las 20 arribó monseñor Mollaghan quien fue recibido con un gran aplauso espontáneo, signo de la alegría que produjo su presencia. Saludó en general y entró en el Santuario donde permaneció un rato.

Luego fue llevado a la sacristía y acompañado por los Padres del Instituto Diocesano de Schoenstatt – P. Ernesto Fernández, P. Darío Gatti, P. Pedro Pergañeda, P. Roberto Monachessi y P. Sergio Eichemberger – y los diáconos David Escalante y Juan Pablo Masramón, dio comienzo a la santa misa, frente al Santuario, al aire libre en una noche diáfana y cálida.

“Es un gusto presidir la Eucaristía en este día tan querido para el Movimiento de Schoenstatt…”, con estas palabras, monseñor José Luis comenzó la homilía. 

Luego se refirió a San Lucas, apóstol y mariano, destacando la “fe profunda de los apóstoles, cuyos corazones ardían luego de la venida del Espíritu Santo” y “Esa fe profunda que llevó a San Lucas a un amor profundo a la Madre de Dios”.

 “Mirando hacia atrás, a aquel 18 de octubre de 1914 con tantas vicisitudes y dificultades, allí establecía el Padre esa Alianza con mucha entrega”, continuó diciendo en referencia a la fiesta que los congregaba. “De esa secreta e íntima unidad con María brota la vida de la Iglesia y llega a ustedes a través de la Alianza de Amor, como tantas otras formas en la Iglesia que brotan del corazón de la Madre de Dios.” Luego monseñor resaltó tres aspectos: 

1º El modo de vivir la Alianza. Con una entrega visible, que se trasforme en gestos de amor y devoción a la Virgen, viendo a María como la dócil discípula del Señor. “La devoción mariana tiene que ser muy tierna como en el Padre” (Kentenich) “Presencia de María que los santos percibieron muy cerca suyo”. 2º Vida de Familia que tiene que ser modelo. Unida, que confía en el Señor y es mariana, ser levadura en la sociedad. Acercarse a otras familias, especialmente a las que no conocen a Jesús. 

3º Vivir la misión con vocación de discípulos y misioneros. Anunciar y predicar. Hablar de Dios y estar organizados. Llevar a Cristo a los demás. Culminó su homilía diciendo: “Que el Señor les conceda a todos una profunda bendición en este día tan especial para todos ustedes y que estén presentes en esta Iglesia particular que tiene como patrona a la Madre de Dios”.   

Antes de la bendición final, el P. Darío expresó con simpáticas palabras la bienvenida al obispo y presentó a la familia diocesana. A medida que nombraba cada rama y acción, sus integrantes levantaban la mano y monseñor miraba sonriendo con atención. Luego le entregaron obsequios, que iba agradeciendo.

En un clima de afecto y distensión, monseñor José Luis agradeció también la invitación confesando que había preparado frases del P. Kentenich para la homilía pero como había poca luz, ya que era de noche y al aire libre, no las pudo leer y la homilía fue lo que le brotó en ese momento.

 Luego impartió la bendición y finalizó la misa para continuar – como invitó el P. Darío, “de la mística pasar a la mastica” – la cena en el salón. 

Realmente fue un 18 de octubre muy especial, con una fuerte experiencia de familia por estar todos juntos unidos a la Mater y al Padre Fundador en torno al Santuario, pero también por la presencia de nuestro Padre y Pastor diocesano en un día tan importante para sus hijos schoenstattianos.

Experimentamos una vez más el “¡qué bien estamos aquí…!” del Acta de Fundación.

 Y confirma una vez más la misión diocesana de ser “Santuario de la Santísima Trinidad, con Maria, corazón de la Iglesia”.

Anuncios

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: